¿Por qué hay que pagarles el agua y la luz a los narcos de Son Banya?

Son Banya

El Ayuntamiento de Palma seguirá, un año más, pagando el agua, luz, basura etc… a los narcos del poblado de Son Banya. Hace unos días, el diario Última Hora publicaba que la Junta de Gobierno de Cort había aprobado iniciar el expediente y los pliegos que regularán la contratación del servicio de mantenimiento de Son Banya, por un total de 72.600 euros (6.000 euros para 2015 y 66.550 para 2016).

Se informó que se cambia el sistema y, en lugar de pagar las facturas de forma independiente, el Patronato Municipal de Realojo y Reinserción Social regulará un contrato de servicios de mantenimiento para «poner orden al procedimiento» y «dejar de hacerlo erráticamente».El Patronato se encarga de cubrir los costes del mantenimiento, tanto del poblado, como de los pisos donde se encuentran las familias realojadas. «En el 2014 se invirtió en mantenimiento en la zona 47.700 euros. Ahora aumentamos la partida porque queremos dignificar este esta zona», explicó la portavoz Neus Truyols.

Quiero ofrecerles una serie de datos que pueden ser de su interés. En el poblado chabolista de Son Banya existen en la actualidad unos 22 puntos de venta activos de droga. Los mismos actúan como franquicias y están explotados por clanes gitanos. Para poder abrir un nuevo punto es obligatorio cerrar otro. Los precios están establecidos y el respeto de no reventar los precios es una máxima que toda la comunidad gitana respeta a pies juntillas.

Según datos policiales, los narcos de Son Banya mueven cantidades de dinero que pueden superar el millón de euros de beneficios de ‘facturación’. Una media de 826 vehículos ‘visitan’ a diario el poblado para adquirir droga dejando unos 80.000 euros en las arcas de los clanes de narcos gitanos.

Deben saber ustedes que el número de residentes del poblado en mínimo, pero los puntos de venta de droga siempre son los mismos. En el poblado de Son Banya nadie paga absolutamente nada por vivir allí. Desde hace años, el Ayuntamiento de Palma hace frente a las facturas de agua, basuras, limpieza, electricidad etc…

¿Les parece justo que el Ayuntamiento de Palma pague las facturas de luz y agua a los narcos de Son Banya que obtienen beneficios de más de un millón de euros mensuales?

Supongo que nuestros gobernantes deben pensar que es mucho más sencillo pagar 72.000 euros mensuales de las arcas municipales y tener algo de paz social con los inquilinos del mayor supermercado de la droga de Balears.

Acerca del autor

Julio Bastida

Otras entradas por

Sitio web del autor

26

09 2015

8 Agregá los tuyos ↓

El comentario superior es el más reciente

  1. lala #
    1

    Porque narices a esta gentuza le tienen que pagar todo? Con la de gente necesitada que hay de verdad. Ahi lo que tendrian que hacer es montar u a valla y encerrarlos a todos

  2. Fco Lopez #
    2

    Saben que nos pasa a las personas que no vivimos en son banya y no pagaramos ni la luz ni el agua?

  3. Manolou #
    3

    Con una pala excavadora se arreglaría todo

  4. Suco #
    4

    lo que genera dinero no se toca.a un que venga del infierno

  5. margu #
    5

    ¿alguien sabe si sigue vigente la ley del destierro?

  6. Bibi5 #
    6

    Desde luego, lo que no se puede es hablar sin saber… A la gente de Son Banya se les sacó de sus casas y se les llevó al poblado de forma “temporal”, no sé si han visto las chabolas, pero yo no calificaría como un chollo el vivir ahí… No estamos hablando de narcos,estamos hablando de una gran mayoría que son familias no vinculadas a la droga con multitud de niños y niñas… Pero eso se nos olvida siempre al hablar de Son Banya… Un poquito de humanidad por favor!!

  7. Indignada con Bastida #
    7

    Y por qué tienes tan localizados los 22 puntos de venta y los precios? Conocimiento de primera mano? Y por qué no le pasas esa información a la Policía Nacional para que ponga remedio y así el resto de residentes puedan vivir desvinculados de los “narcos”?

    • Julio Bastida #
      8

      La información de la que dispongo es de fuentes policiales.



Tu comentario